Al menos 91 muertos y más de 100 heridos por tornado gigantesco en Oklahoma

EFE mar, 21 mayo 2013 10:20 CDT

Al menos 91 personas, 20 de ellas niños, han muerto en Oklahoma City, en el centro-sur de EEUU, a causa del tornado gigantesco que ha asolado la zona en las últimas horas, informó hoy The New York Times.

tornado en Oklahoma

© EFE/ Ed Zurga
Miembros de la Cruz Roja reparten alimentos en un centro tras el paso del tornado que afectó a la localidad de Moore en Oklahoma (Estados Unidos) hoy, martes 21 de mayo de 2013. Al menos 91 personas, 20 de ellas niños, han muerto en Oklahoma City, en el centro-sur de EEUU, a causa del tornado gigantesco que ha asolado la zona en las últimas horas. Fuentes hospitalarias han cifrado en 145 el número de heridos, de los cuales 70 son menores, por los efectos del potente tornado, que ha arrancado casas y levantado automóviles, además de destrozar al menos dos colegios.

Amy Elliot, portavoz de la oficina del forense de la localidad, confirmó la muerte de 91 personas, incluidos los niños, y no se descarta que la cifra pueda aumentar más, según el diario.

Fuentes hospitalarias han cifrado en 145 el número de heridos, de los cuales 70 son menores, por los efectos del potente tornado, que ha arrancado casas y levantado automóviles, además de destrozar al menos dos colegios.

Las autoridades han asegurado que muchas personas siguen atrapadas y los equipos de rescate continúan buscando entre los escombros, en particular en el suburbio de Moore, donde han tenido lugar los mayores daños, según el diario.

Al menos siete e los niños fallecidos eran alumnos de la escuela elemental Plaza Towers, en Moore, que quedó reducida a escombros, y donde se ha rescatado a algunos menores, pero la búsqueda continúa ante el temor de que muchos sigan atrapados.

También la escuela elemental Briarwood de Moore recibió el impacto directo del tornado, según las autoridades.

El tornado, de más de tres kilómetros de diámetro, duró unos 40 minutos y cumplió un recorrido de unos 32 kilómetros entre las poblaciones de Newcastle y Moore.

Entre los edificios afectados hay dos escuelas, un cine y un hospital y se teme que cientos de familias han perdido sus hogares.

El Centro de Predicción de Tormentas de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés) señaló que fue un tornado de categoría EF4, la segunda máxima, con vientos de hasta 320 kilómetros por hora.

Se da la circunstancia de que en 1999 otro tornado afectó a Moore, destruyó parte de la localidad y mató entonces a 41 personas.

“Estamos haciendo todo lo que podemos para encontrar a los que estén heridos o desaparecidos”, declaró en una comparecencia de prensa la gobernadora de Oklahoma, Mary Fallin.

“Necesitamos muchas oraciones esta noche”, añadió la gobernadora.

El presidente de EEUU, Barack Obama, habló por teléfono con Fallin tras ser informado de la devastación provocada por el tornado para expresar su preocupación por lo ocurrido y por todos los afectados, indicó la Casa Blanca.

De acuerdo con Obama, la agencia federal de emergencias (FEMA) ya ha puesto a un equipo de asistencia a disposición de las autoridades locales y estatales para apoyarlas sobre el terreno en todo lo que sea posible.

El gigantesco tornado golpeó a Oklahoma City apenas unas horas después de que en la madrugada del domingo al lunes otros tornados sacudieron el estado y se cobraron la vida de por lo menos dos personas, además de dejar casi una treintena de heridos y unas trescientas casas destruidas.

Fuente: SOTT

Tiempos de catástrofe para los EEUU

Al menos 6 muertos y decenas de heridos por un tornado en Texas

4f101a6876782c5efea68f17b6d71b7f_articleAl menos seis personas han muerto y decenas resultaron heridas por un fuerte tornado que ocurrió en el norte de Texas, EE.UU., según informan las autoridades del estado.

Además, 14 personas han sido declaradas desaparecidas.Las autoridades indicaron que al menos 28 personas están recibiendo tratamiento en un hospital local.

La ciudad más afectada por el desastre ha sido Granbury, situada en el condado de Hood.”Era como el infierno”, contó un testigo a la filial local de la NBC.

“La casa empezó a temblar. Estábamos en un armario. Pude oírlo… Sonaba como un tren que se marcha. Daba miedo”, relató otro residente.

La tormenta que provocó el tornado causó también un enorme granizo.

BKW1tSMCEAIC_okOtro tornado arrasó una parte de la ciudad de Cleburne, a unos 40 kilómetros al sureste de Granbury, según el Servicio Meteorológico Nacional.

Por cortesía de CHICHO2013. Fuente:  http://actualidad.rt.com/actualidad/view/94605-eeuu-texas-tornado-muertos

Nota dezpierta: Al contrario de lo que algunos pretenden, las catástrofes que asolan el mundo no son un castigo de Dios sino la consecuencia de nuestra voluntaria separación con nuestro Creador.

Las consecuencias de que el Espíritu de Dios se esté alejando de nuestro planeta son evidentes: los animales mueren masivamente, la tierra se agrieta, el clima se recrudece, etc.

Esto nos demuestra que no sólo es la perfecta sincronización de la naturaleza sino la mano de Dios la que mantiene el equilibrio para que todo lo que conocemos no se vaya al garete.

Que Dios os bendiga.